lunes, 29 de junio de 2015

El dolor sí tiene sexo

Un estudio en animales concluye que varones y hembras parecen no procesar de la misma manera el dolor

MARCO LOGGIA, PHD, MARTINOS CENTER FOR BIOMEDICAL IMAGING, MASSACHUSETTS GENERAL HOSPITAL


Hombres y mujeres no procesan de la misma forma el dolor; al menos en los animales, las células encargadas de manejar el dolor no son las mismas, asegura una investigación que puede tener importantes implicaciones en la comprensión de dolor, pero también en el desarrollo de una nueva generación de medicamentos para el dolor crónico.

Publicada en la revista «Nature Neuroscience», la investigación revela por primera vez que el dolor se procesa en células diferentes en los ratones machos y en los hembras. Los autores aseguran que si sus resultados se confirman en humanos habría que diseñar tratamientos para el dolor dirigidos específicamente a mujeres y a hombres.

«Se sabe que los hombres y las mujeres tienen diferente sensibilidad al dolor y que hay más mujeres con dolor crónico que varones», apunta Jeffrey Mogil, de la Universidad McGill y Directora del Centro para Investigación del Dolor Alan Edwards (Canadá), Sin embargo siempre se ha creído que el cableado de cómo se procesa el dolor «era el mismo en ambos sexos».
Sistema nervioso

Los investigadores partieron de la idea científicamente aceptada de el dolor se transmite desde el lugar de la lesión o la inflamación a través del sistema nervioso utilizando una célula del sistema inmune llamada microglia. Y sorprendentemente vieron que esto únicamente ocurre así en ratones machos. Así, los tratamientos dirigidos a interferir con la función de la microglia a través de una variedad de maneras diferentes lograban bloquear eficazmente el dolor en los ratones machos, pero no así en las hembras.
En su trabajo han visto que son otro tipo de células inmunes, las células T, las que parecen ser responsables de ‘activar’ la alarma de dolor en ratones hembra. Sin embargo, los expertos no han sido capaces de determinar cómo se produce esto exactamente.

La información confirma además la relevancia que tiene la inclusión de ambos sexos en cualquier tipo de investigación, ya sea básica o clínica

«La comprensión de las vías de dolor y las diferencias entre sexos es absolutamente esencial para diseñar la próxima generación fármacos dirigidos más sofisticados para el dolor», afirma Michael Salter, de laUniversidad de Toronto (Canadá). «Debido a que los ratones tienen un sistema nervioso muy similar a los seres humanos, especialmente para una función evolutiva básica, como el dolor, nuestros resultados nos sugieren la información aquí planteada es importante en el desarrollo de fármacos para el dolor en los seres humanos».

La información confirma además la relevancia que tiene la inclusión de ambos sexos en cualquier tipo de investigación, ya sea básica o clínica. En EE.UU., los Institutos Nacionales de Salud han impulsado una nueva política, similar la que ya están en vigor en Canadá, que obliga el uso de animales y líneas celulares de hembras en la investigación preclínica. Esta paridad entre sexos, que poco a poco se ha ido formalizando en las fases clínicas, dicen los expertos, puede ayudar a diseñar terapias verdaderamente a la carta, al menos en función del sexo.
Dolor crónico

«Durante los últimos 15 años los científicos han pensado que la microglía controla el volumen de dolor, pero esta conclusión se ha basado en la investigación realizada casi exclusivamente ratones machos- señala Mogil-. «Este hallazgo es un ejemplo perfecto de por qué es importante que en la investigación, y también en la básica, se contemple el sexo femenino».

Los autores concluyen que el tema de la participación del sistema inmune en la fisiopatología del dolor crónico es uno de los más activos en el campo del dolor y que esta diferencia de sexo no observado hasta ahora «es de hecho muy sorprendente».

Más mujeres

Según la última Encuesta Nacional de Salud, el dolor afecta al 24,8% de la población de 15 o más años. De ellos, el 3,9% sufre dolor fuerte o extremo (2,1% de los hombres y 5,7% de las mujeres). Y un 20,9% padece dolor o malestar moderado o leve. Entre un 20 y un 25% de las personas tienen dolor crónico. Y una gran mayoría de los pacientes con dolor crónico son mujeres.

Según los expertos, el dolor es un fenómeno complejo y multifactorial que depende de la interacción de facto­res fisiológicos, psicológicos y socioculturales y según el diccionario de la Real Academia Española, el dolor es una sensación molesta y aflictiva de una parte del cuerpo por causa interior o exterior. Pero hay una definición de aceptada internacionalmente, dada por la Asociación Internacional para el Estudio del Dolor (IASP): «una experiencia sensitiva y emocional desagradable, asociada a una lesión tisular real o potencial».

R. I.@abc_salud / MADRID
DÍA 29/06/2015 - 17.26H
http://www.abc.es/salud/noticias/20150629/abci-dolor-sexo-nature-201506291709.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...