viernes, 12 de febrero de 2016

Meditación con Códigos de Luz

Los Códigos de Luz encierran esa información esencial, encriptada energéticamente y almacenada en los distintos niveles de nuestro ADN corporal, pero a la que solo se puede acceder desde el Corazón. Son estructuras geométricas de luz que simbolizan los procesos del alma, y cuya activación eleva la frecuencia vibratoria de nuestro cuerpo, transformando por entero nuestros pensamientos y emociones.


Todo es energía manifestada en distintas frecuencias de onda. Nuestro cuerpo físico, mental, emocional y también nuestro Cuerpo de Luz, seamos o no conscientes de ello!

Los Códigos de Luz como energía Viva que son, emiten esa vibración del Amor, de la Fuente, desde el Cuerpo de Luz; son energía Viva, emiten información que está encriptada; información que conoce tu alma, no tu mente, y eres tú quien decide activar y dar vida a dicha información, para hacer la realidad tangible de tu Ser en ti.

¿Qué son los Códigos de Luz?


Estamos familiarizados con nuestro cuerpo y, en análoga medida, con nuestros pensamientos y emociones. Algo más difícil de identificar nos resulta, por desatendido, eso a lo que llamamos no sin cierto rubor a veces como alma o espíritu, o más convencionalmente el Ser… pero curiosamente esto último es lo que conforma nuestra verdadera y más profunda identidad.

Todos somos portadores de ellos, aunque sea de manera inconsciente. Abre las puertas de tu Mente a esa dimensión del ADN que te conecta con el Ser, dando así forma y concreción a tu Naturaleza Esencial, al Hombre Nuevo e Inmortal que somos. Accede a esa dimensión en la que tiene lugar el proceso de transfiguración de la materia, donde la vida y la muerte ya no son… tal y como se nos venía anunciando hasta este momento.

Cómo hacer con los Códigos

Medita en la mañana y en la noche, unos minutos. Respira profundamente. Con tu mirada sobre el Código -sin interpretar-, silenciando la mente, abriéndola y también tu corazón, introdúcete en él y a él en ti, percibiendo toda tu Realidad. 

Observa qué siente tu cuerpo: el rostro, los brazos, las piernas, el tronco, órganos internos, todas tus células. Siente la activación, la vibración celular… no interpretes… permite… emplea el tiempo que necesites para Sentir-Vivir todo tu Cuerpo. Descúbrete! Manifiéstate!


F:Ana Baz

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...