lunes, 3 de abril de 2017

6 Beneficios que obtienes por sumergir tus Pies en Vinagre

Gracias al ácido acético del vinagre, además de controlar las infecciones, neutralizar el mal olor y suavizar la piel, conseguiremos un extra de hidratación y calmaremos la comezón

A pesar de que los pies son los encargados de soportar nuestro peso en cada una de las actividades que realizamos cada día, casi siempre descuidamos su salud hasta que desarrollan alguna condición en especial.

Pocas veces tenemos en cuenta que, por su continuo contacto con el suelo, están expuestos a la sequedad, las bacterias y otros factores que los pueden afectar.

Como consecuencia se producen una serie de imperfecciones, las cuales incluyen los hongos, las durezas y otras alteraciones que los hacen lucir mal desde el punto de vista estético.



Por suerte, hay ingredientes 100% naturales cuya composición les brinda un “extra” de nutrientes y protección, y mejora en poco tiempo su aspecto.

Entre estos nos encontramos con el prodigioso vinagre, un alimento rico en ácidos y compuestos antimicóticos que regulan el pH de la piel.

A continuación te queremos contar cuáles son sus bondades para la dermis y por qué es conveniente usarlo como tratamiento.

1. Combate los hongos

El ácido acético que contiene el vinagre ayuda a eliminar los hongos que causan problemas como el pie de atleta o las uñas amarillas.

Su acción antimicótica y antibacteriana controla la infección y, a su vez, crea una barrera protectora contra futuros ataques de estos microorganismos.

¿Cómo utilizarlo?

Agrega una taza de vinagre en un recipiente con agua tibia y sumerge los pies durante 15 o 20 minutos.
Repite el tratamiento 2 o 3 veces a la semana.

2. Suaviza la piel

La acción exfoliante de este producto natural es útil para eliminar las células muertas que hacen sentir la piel reseca y áspera.

¿Cómo utilizarlo?
Sumerge los pies en un recipiente con agua y vinagre, 15 o 20 minutos.

3. Elimina las verrugas

Los ácidos del vinagre, en este caso el de sidra de manzana, son efectivos contra los virus que causan verrugas en la piel de los pies.

Su composición neutraliza la infección y ablanda la protuberancia hasta removerla por completo.

¿Cómo utilizarlo?

Agrega media taza de vinagre de manzana en un recipiente con agua tibia y remoja los pies durante 30 minutos.
De forma opcional, aplica vinagre sobre la verruga con ayuda de un trozo de algodón.

4. Calma la comezón

La comezón en los pies puede estar causada por un desbalance en el pH, ya sea por el exceso de sequedad o la proliferación excesiva de los hongos.

Incluso, algunas veces, se produce por una reacción alérgica a los materiales del calzado.

Por suerte, el vinagre de manzana alivia este incómodo síntoma y, de paso, controla el problema que lo origina.

¿Cómo utilizarlo?

Mezcla partes iguales de vinagre de manzana con agua tibia y sumerge los pies durante 20 minutos.
Repite el tratamiento todos los días si lo consideras necesario.

5. Neutraliza el mal olor

El exceso de sudor en los pies y el crecimiento de algunas bacterias pueden originar olores desagradables y difíciles de eliminar.

Los ácidos que contiene el vinagre reducen la producción de fluidos y, de paso, inhiben el crecimiento de los gérmenes.
Esto quiere decir que, aplicado sobre los pies, es una solución natural para acabar con esos molestos olores.

¿Cómo utilizarlo?
Agrega dos partes de agua con una parte de vinagre en un recipiente y remoja los pies durante 15 minutos.
Si el olor es demasiado fuerte, agrega adicionalmente varias gotas de aceite esencial de árbol de té.
Por supuesto, asegúrate de limpiar los zapatos antes de volver a utilizarlos.

6. Ablanda los callos

Los callos en los pies se pueden formar por la acumulación excesiva de células muertas y la continua fricción por algunos tipos de calzado.

El ácido acético de este producto actúa como un exfoliante y emoliente, ideal para quitar la piel muerta y ablandar las durezas.

Su absorción aumenta el nivel de hidratación de la piel y, con los días, mejora de forma notable el aspecto de los pies.

¿Cómo utilizarlo?

Combina partes iguales de vinagre blanco con agua caliente y sumerge los pies durante 15 o 20 minutos.

Repite el tratamiento todas las noches y complementa su aplicación con el uso de una piedra pómez.

¿Estás lista para cuidar tus pies con este maravilloso ingrediente? Ahora que sabes cuán beneficioso es para consentir esta parte de tu cuerpo, no dudes en tenerlo en cuenta dentro de tu rutina de belleza.

https://mejorconsalud.com/6-beneficios-obtienes-sumergir-tus-pies-vinagre/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...