martes, 25 de abril de 2017

Cómo destaponar los oídos de forma natural

Cuando los oídos se taponan por culpa de la acumulación de cera podemos recurrir a diferentes remedios naturales para eliminar el tapón y volver a la normalidad

Zambullirnos en una piscina, el fuerte viento o la producción excesiva de cera son algunos de los causantes del taponamiento en el canal auditivo.

Sin dudas es una sensación más que molesta e incapacitante que no deseamos a nadie.

Por ello en este artículo te contamos cuáles son los mejores remedios para destaponar los oídos de forma natural.

Recetas caseras para destaponar los oídos



Aquellos que hayan tenido los oídos taponados alguna vez pueden afirmar que es una molestia horrible y que, en muchos casos, ocasiona dolores insoportables.

Si actualmente sufres este problema o es habitual que te suceda te recomendamos los siguientes remedios:

1. Aceite de oliva

Esta receta sirve en el caso de haber acumulado cera en el interior del oído (que no se puede quitar tan fácilmente porque ha formado una especie de tapón).

El aceite de oliva caliente sirve para ablandar el cerumen y eliminarlo en cuestión de minutos.

Lo único que debes hacer es calentar algunas gotas de aceite y colocar mediante un gotero en el oído afectado.
Gira la cabeza hacia el hombro contrario y mantén la postura por 10 minutos.
Tras ello llévala hasta el otro lado.
Pon un paño en el hombro para no ensuciar.

2. Baño de vapor

En el caso de sufrir taponamiento de los oídos y congestión nasal debido a la sinusitis o el resfriado puedes aprovechar esta técnica.

De esta forma se evacuará la mucosidad y el canal auditivo tendrá menos presión. Puedes, por ejemplo, darte una ducha bien caliente o hacer inhalaciones del vapor.

Para esto último pon agua y unas hojas de eucalipto o menta en un cazo.
Calienta y cuando hierva acerca la cabeza.
Tapa la nuca con una toalla.
Respira las veces que puedas hasta que la nariz y los oídos se hayan descongestionado.

3. Agua oxigenada

El peróxido de hidrógeno es un elemento que no puede faltar en el botiquín de primeros auxilios de nuestra casa. Además de servir en casos de heridas o cortes también es perfecto para quitar la cera de los oídos.
Ingredientes
½ taza de agua oxigenada (125 ml)
½ taza de agua (125 ml)

Preparación

Entibia el agua y mezcla en un recipiente con el peróxido.
Vierte sobre un gotero y echa de a poco en el oído afectado.
Acuéstate de costado para que el oído tapado quede expuesto.
Deja pasar, al menos, 15 minutos antes de colocar la cabeza recta.

4. Vinagre de manzana

Este ingrediente tan usado en la gastronomía también sirve para destruir infecciones bacterianas que pueden estar tapando los oídos.

Para aumentar su eficacia te recomendamos que lo combines con el vinagre de alcohol.
Ingredientes
¼ taza de vinagre de manzana (62 ml)
¼ taza de vinagre de alcohol (62 ml)

Preparación

Colocar ambos vinagres en un recipiente y mezclarlos bien.
Volcar en un gotero y echar algunas gotas dentro del oído tapado.
Acostarse del lado contrario y colocar una bola de algodón en la oreja.
Descansar 10 minutos y enderezar la cabeza.
Retirar el algodón.

5. Compresa caliente

Un remedio casero muy usado por nuestras abuelas y que tiene resultados más que interesantes si los oídos se han tapado por culpa de la cera acumulada. El calor de la compresa ablandará el cerumen.
Lo único que debes hacer es calentar una compresa (por ejemplo las que llevan agua en el interior) y aplicar sobre la oreja afectada hasta que se enfríe.
Otra opción es colocar una toalla mojada con agua caliente.

6. Infusión de manzanilla

Esta conocida planta de flores blancas y amarillas puede ayudarte si tus oídos se tapan asiduamente. Para aplicar puedes usar un gotero o una jeringuilla.

Ingredientes

1 taza de agua (250 ml)
1 puñado de flores de manzanilla
½ cucharada de aceite de oliva (7 g)

Preparación
Calienta el agua y cuando rompa el hervor añade la manzanilla.
Cocina por 5 minutos y retira del fuego.
Tapa para que actúe por 10 minutos y filtra.
Con un gotero, echa el aceite de oliva en el oído.
Deja pasar 5 minutos y, cuando la infusión esté a temperatura ambiente, enjuaga el oído.

7. Agua caliente

Tan simple como echar agua con una jeringa en el oído tapado.

Por supuesto, debemos tener cuidado de la temperatura del líquido para no quemarnos. Sería bueno que estuviera lo más caliente posible para poder derretir la cera acumulada.
Para que sea más sencillo emplea una jeringuilla. De esta manera el agua ingresará con fuerza y desalojará el cerumen.
Inclina la cabeza para el lado contrario y tras 10 minutos ponla derecha.

8. Goma de mascar

Si uno o ambos oídos se te han tapado por la altura o la presión (por ejemplo, cuando viajas en avión) una excelente manera de volver a la normalidad es comer chicle o un dulce que requiera masticar.

Sobre todo te recomendamos esta técnica durante el despegue y el aterrizaje.

Por último un método que también te puede servir si el taponamiento se debe a la presión: bostezar.

Abre la boca lo más que puedas y mantén en esa postura por algunos segundos. De esta manera se activarán los músculos de las Trompas de Eustaquio y podrás escuchar bien de nuevo.

https://mejorconsalud.com/como-destaponar-los-oidos-de-forma-natural/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...