sábado, 21 de julio de 2018

Descartar los alimentos naturales por la comida chatarra no es la solución para los problemas de la ganadería industrial destructiva


La ganadería industrial es una de las prácticas más insostenibles de la civilización moderna. El sistema alimentario que ser rige por "cuanto más grande, mejor" ha llegado a un punto en el que sus consecuencias reales se han hecho evidentes. 

Como agua corriendo por el drenaje, los recursos naturales de la tierra están desapareciendo rápidamente, a medida que la agricultura industrializada contamina el aire y agua, provoca deforestación, aumento de las emisiones de carbono y agotamiento, erosión y envenenamiento de los suelos.1 



Sin embargo, la respuesta a largo plazo, radica en la transición a prácticas de cultivo sostenibles, regenerativas y libres de químicos, no en la creación de técnicas de producción de alimentos que reemplazan las granjas por laboratorios de química, lo cual es la alternativa "favorable para el ambiente" prevista por las nuevas empresas de biotecnología y sus expertos. 

La industria cárnica convencional, ha demostrado de manera particular tener una influencia perjudicial en nuestro medio ambiente y el clima, lo que da lugar a una serie de esfuerzos para comercializar productos de reemplazo animal. 

Impossible Foods y su hamburguesa "sangrante" sin carne, es uno de varios de estos inventos,2,3,4,5,6 y es el ejemplo perfecto de una respuesta que bien podría crear más peligros de los que resuelve. 

Hamburguesa "sangrante" sin carne - El epitome de la comida falsa 

A diferencia de la carne producida en laboratorio,7 el sustituto de la carne creado por Impossible Foods contiene una mezcla de trigo, aceite de coco, papas y "hemo", el último de los cuales es un derivado de levadura transgénica o GE. Impossible Foods fue fundada en 2011 por Pat Brown, un químico de la Universidad de Stanford. 

Un ingrediente principal en la hamburguesa Imposible es la leghemoglobina de soya transgénica, que libera una proteína similar al hemo cuando se descompone. Esta proteína es lo que le da a la hamburguesa a base de vegetales su aspecto similar a la carne, sabor y textura, y hace que la hamburguesa "sangre" mientras se cocina. 

Si bien la empresa se refiere a la sustancia como "hemo", técnicamente, las plantas producen hierro no hemo.8 El hierro hemo solo se produce en la carne y los mariscos. Una diferencia esencial entre el hemo y el hierro no hemo tiene que ver con su capacidad de absorción. 

El hierro no hemo de origen vegetal se absorbe con menos facilidad. Esta es una de las razones por las que los veganos tienen un mayor riesgo de anemia por deficiencia de hierro que los que comen carne. Además, mientras que la legioneglobina de soya se encuentra en las raíces de las plantas de soya, la compañía la está recreando a partir de levadura transgénica. 

Tal como se explica en el sitio web de la compañía:9

"El hemo es excepcionalmente abundante en el músculo de los animales - y es un elemento básico de la vida en todos los organismos, incluidas las plantas. Descubrimos cómo tomar el hemo de origen vegetal y producirlo mediante la fermentación ... Modificamos genéticamente la levadura para convertirla en un ingrediente clave: hemo.

El proceso nos permite producir la Hamburguesa Imposible a escala con el menor impacto ambiental posible.
Comenzamos con el gen de una proteína llamada leghemoglobina, una proteína hemo que se encuentra naturalmente en los nódulos de la raíz de las plantas de soya... Agregamos el gen de la legionemoglobina de soya a una cepa de levadura y cultivamos la levadura mediante la fermentación. Luego aislamos la legionemoglobina, o hemo, de la levadura.

Añadimos el hemo a la hamburguesa imposible para darle el intenso sabor, aroma y propiedades de cocción de la carne animal".Posibles riesgos de la Hamburguesa Imposible 

Mientras que las hamburguesas sin carne ahora se venden en casi 2.000 restaurantes en todo el país, quedan dudas sobre su seguridad a largo plazo para la salud humana. 

Amigos de la Tierra, un grupo activista medioambiental con partidarios internacionales, ha señalado que todavía no sabemos lo suficiente sobre los efectos para la salud de consumir este tipo de carne falsa, y que su rápida comercialización es arriesgada, en el mejor de los casos. 

En su informe llamado "From Lab to Fork: Critical Questions on Laboratory-Created Animal Product Alternatives"10 (Del laboratorio a la mesa: Preguntas esenciales sobre alternativas a productos animales creados en laboratorio) que fue publicado en junio de 2018, Amigos de la Tierra exige evaluaciones de seguridad, regulaciones y requisitos de etiquetado más estrictos. 

Dana Perls, defensora de los alimentos y agricultura de Amigos de la Tierra, dijo para Bloomberg:11
"Necesitamos datos reales. Las personas han dejado en claro que quieren alimentos orgánicos reales y verdaderamente sustentables, contrario a esta arriesgada tendencia que podría llevarnos por el camino equivocado".El informe destaca una serie de preocupaciones de salud y seguridad, así como los impactos ambientales que se encuentran detrás de las afirmaciones de ser "favorables para el clima". 

También señala la falta de justificación de las declaraciones de "carne limpia", "libre de animales", "de origen vegetal" y "sostenible". Según lo informado por Bloomberg:12

"Amigos de la Tierra ha expresado su preocupación por el 'hemo', la proteína derivada de levadura transgénica que Impossible Foods dijo le da a la hamburguesa su falsa carnosidad.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos. Ha pedido pruebas de seguridad más "directas", así como más exámenes sobre alérgenos, según informó el New York Times13 el verano pasado.

'Tiene que ser hecho por un tercero', dijo Perls sobre la prueba de hemo, con una investigación sobre las 'implicaciones para la salud a largo plazo'. Impossible Foods dijo que un panel de expertos contratados ha determinado dos veces - en 2014 y 2017 - que la sustancia es segura".La designación GRAS a menudo es irrelevante si se trata de nuevos ingredientes 

Sin embargo, para quienes estén familiarizados con el funcionamiento del sistema, contratar a "un panel de expertos" para confirmar la seguridad brinda poca o nada de confianza. 

Como se explica en mi artículo de 2015, "Defectuoso sistema GRAS permite nuevos productos químicos en el suministro de alimentos sin revisión de seguridad de la FDA", una empresa puede simplemente contratar a un experto de la industria para evaluar un ingrediente nuevo, y si esa persona determina que el ingrediente en cuestión cumple con las normas de seguridad federales, se puede considerar "generalmente reconocido como seguro" o GRAS, sin requerir de una evaluación externa independiente. 



Eso es justo lo que ocurrió.14 El hecho de que Impossible Foods haya contratado y pagado a los miembros del panel para que realicen la evaluación GRAS del ingrediente clave de la Hamburguesa Imposible, la leghemoglobina de soya hecha con levadura transgénica, es motivo suficiente para tomarse en serio el reclamo de seguridad. 

Como señaló Stacy Malkan, periodista del Derecho a Saber de los Estados Unidos (USRTK, por sus siglas en inglés):15

"Los tres investigadores de alimentos que escribieron el reporte del panel de expertos que Impossible Foods presentó a la FDA - Joseph Borzelleca, Michael Pariza y Steve Taylor - están en una corta lista de científicos a los que 'la industria alimentaria recurre una y otra vez' para obtener la denominación GRAS...

Los tres sirvieron en la Junta Consultiva Científica de Phillip Morris, según una investigación de 2015 del Centro para la Integridad Pública [CPI, por sus siglas en inglés]: 'La industria de la desinformación: Científicos de seguridad alimentaria tienen vínculos con Big Tobacco'...16

'[C]riticos del sistema GRAS dicen que Borzelleca representa a un sistema que está plagado de conflictos de intereses', informó el CPI".De acuerdo con la FDA, la investigación incluida en la notificación GRAS de la empresa (que es voluntaria) fue inadecuada y en realidad no pudo establecer su seguridad. Es importante destacar que faltaba la evaluación de la alergenicidad de la empresa. 

Sin embargo, como lo permiten las reglas GRAS, Impossible Foods simplemente retiró su denominación voluntaria GRAS y comenzó a comercializar su hamburguesa sin carne sin aprobación oficial de la FDA. 

¿Qué tan ecológicos son los sustitutos de carne? 

Según Amigos de la Tierra, las afirmaciones de sustentabilidad deben respaldarse con una evaluación de impacto ambiental completa, que comienza con la creación del producto y termina con su eliminación. 

Por lo general, los sustitutos de carne requieren agua, químicos y consumo de combustibles fósiles, y en ese sentido, no son tan diferentes de la agricultura industrial. 

De acuerdo con un estudio de Ciencia y Tecnología Ambiental publicado en 2015,17 la carne producida en laboratorio donde la carne se crea a partir de células madre, en realidad requiere más energía que la agricultura convencional. Como explica el resumen del estudio:

"La carne de laboratorio o in vitro se compone de biomasa comestible producida a partir de células madre de animales en una fábrica o granja industrial. En las próximas décadas, el cultivo de biomasa in vitro podría permitir la producción de carne sin la necesidad de criar ganado.

Con un marco anticipatorio de análisis del ciclo de vida, el estudio descrito en este documento examina las implicaciones ambientales de esta tecnología emergente y compara los resultados con los impactos publicados sobre la carne de res, cerdo, aves de corral y otro análisis especulativo de la biomasa creada.

Aunque los márgenes de incertidumbre son amplios, los hallazgos sugieren que el cultivo de biomasa in vitro podría requerir cantidades más pequeñas de insumos agrícolas y tierra que la ganadería; sin embargo, esos beneficios podrían ser a expensas de un uso de energía más extenso ya que las funciones biológicas como la digestión y circulación de nutrientes son reemplazadas por equivalentes industriales.

Desde esta perspectiva, la producción a gran escala de carne in vitro y otros productos transgénicos podría representar una nueva fase de la industrialización con dilemas intrínsecamente complejos y desafiantes".Como señala Perls, "hemos experimentado los impactos ambientales de algunos productos alimenticios, y realmente no podemos permitirnos crear sistemas alimentarios más insostenibles que nos lleven en otra dirección equivocada" - que es precisamente lo que la industria de la carne falsa está haciendo, y en más de un sentido. 

Además del hecho de que no parece tener ninguna capacidad regenerativa que beneficie al ecosistema, también está la cuestión de sus efectos para la salud. 

Los alimentos ultraprocesados se relacionan con un mayor riesgo de cáncer 

Varios estudios han destacado que los riesgos de los alimentos ultraprocesados demuestran aumentar el riesgo de cáncer, y mientras más alimentos ultraprocesados consuma, mayor será su riesgo.18,19,20,21 

En uno, que incluyó a cerca de 105.000 participantes que fueron monitoreados durante un promedio de cinco años, la alimentación promedio del 18 % de ellos fue a base de alimentos ultraprocesados, y cada aumento del 10 % en alimentos ultraprocesados elevó 12 % la tasa de cáncer, que dio lugar a nueve casos de cáncer adicionales por cada 10 000 personas al año. 

El riesgo de cáncer de mama aumentó específicamente un 11 % por cada aumento del 10 % en el consumo de alimentos ultraprocesados. 

Mientras que el azúcar y las grasas poco saludables son ingredientes básicos clave que se sospecha causan estos efectos, hay razones para creer que la carne falsa podría tener un impacto similar, por el simple hecho de que el cuerpo humano no está diseñado para procesar carne falsa.



Nunca en la historia de la humanidad la levadura transgénica ha sido parte importante de nuestra alimentación. La investigación22también ha vinculado la mala alimentación con un mayor riesgo de mortalidad cardiometabólica (muerte a causa de la diabetes tipo 2, enfermedad cardíaca y derrame cerebrovascular). 

Según los autores, una nutrición deficiente en alimentos clave como frutas, vegetales, frutos secos y omega-3 de origen animal, junto con el consumo excesivo de alimentos procesados tales como carnes procesadas y bebidas endulzadas representó más del 45 % de todas las muertes cardiometabólicas en 2012. 

Si la carne procesada (a diferencia de la carne que no está procesada como un bistec) es un factor contribuyente sólido para el cáncer y la mala salud, ¿qué garantías tenemos de que los sustitutos de carne derivados de levadura transgénica que se crean en un laboratorio serán más seguros, y mucho menos un verdadero beneficio para nuestra salud? 

Enfurecido por la aparente desconfianza expresada por personas preocupadas por la introducción de carnes falsas, el jefe de comunicaciones de Impossible Foods, Rachael Konrad, acusó a los críticos de ser "fundamentalistas anticiencia" de "propaganda absurda",23 y de que Amigos de la Tierra tiene un "desprecio total por la ciencia, los hechos y la realidad".24 

Defensor de las toxinas promueve la difusión de carnes falsas 

Según el Consejo Americano de Ciencia y Salud (ACSH, por sus siglas en inglés), Bloomberg es un ejemplo de los "medios científicos corporativos" en los que no se debe confiar.25 La ironía de la situación es extrema, por no decir más, al considerar que el ACSH es un grupo fachada de la industria tóxica que sirve a expertos como la industria del tabaco y los pesticidas. 

El ACSH es el "científico experto" en el que la industria de la carne falsa ahora confía para difundir el evangelio de la carne sin carne ni crueldad animal y saludable para el ambiente, que por sí sola debe enviar señales de alerta entre los que están familiarizados con las tácticas de relaciones públicas de la industria química y tabacalera. 

Inexplicablemente, el ACSH sigue siendo tratado como una fuente de información acreditada por los principales medios de comunicación, a pesar de que los grupos de salud, medio ambiente, laborales y de interés público han instado a los medios de comunicación a dejar de publicar contenido de ACSH26 - o al menos pedirle que se identifique como lo que es: un grupo fachada de las corporaciones. 

En un comentario de EcoWatch, Malkan señala cómo Impossible Foods está tratando de manipular el debate público al redirigirlo a sus propias fuentes cuidadosamente investigadas, todas reconocidas por ser industrias expertas en la producción de tóxicos:27

"En lugar de soportar el sesgo de Bloomberg, Konrad dice que debemos tomar en serio el ascenso de Mark Lynas, un promotor de transgénicos y pesticidas que comunica información inexacta sobre la ciencia, según científicos y expertos en alimentación.

El artículo de Konrad también se vincula con una columna de Ted Nordhaus, miembro del consejo de la organización matriz de Genetic Literacy Project, un grupo propagandístico de la industria química que acusa a los científicos del cáncer de ser un 'socio industrial' en la estrategia de relaciones públicas de Monsanto para proteger al herbicida Roundup de las preocupaciones sobre el cáncer.

Los mensajes falsos e incendiarios que utilizan estos grupos para promover los alimentos genéticamente modificados, defender los pesticidas, ignorar los riesgos para la salud y el medioambiente y silenciar a los defensores del consumidor y el ambiente contribuyen a explicar por qué la industria de los transgénicos no está ganándose la confianza del consumidor...

Impossible Foods tuvo la oportunidad de escribir una nueva historia y generar confianza con un proceso abierto y transparente que respeta las preocupaciones de los consumidores. ¡Lo arruinaron!

La nueva proteína transgénica de la Hamburguesa Imposible es nueva para el suministro de alimentos para humanos, y se supone que debemos confiar en que el fabricante garantice su seguridad. Pero el proceso de la compañía no ha inspirado confianza".La ganadería industrial necesita una revisión general, pero desplazar a la naturaleza no es la respuesta 

Crear productos cárnicos patentados producidos en un laboratorio no consiste en alimentar al mundo o eliminar el sufrimiento de los animales. Se trata de dominar multimillonarios que buscan poner patentes en el sistema alimentario. 

Mientras muchos ven los sustitutos de la carne creados en laboratorio como el menor de los dos males al compararlos con la típica carne de granjas industriales que actualmente domina el mercado, eliminar a la naturaleza de la ecuación no es la respuesta, sobre todo debido a que el manejo holístico del ganado es parte integral de la agricultura regenerativa. 

Cuando los animales se crían de acuerdo con la agricultura regenerativa, se crea un ecosistema completo, que a la vez es sanador para la tierra y productivo para los agricultores que lo conservan. 

Comer carne no es sinónimo de dañar el medio ambiente; son las prácticas agrícolas industriales las que infligen el daño. Algunos también creen que comer carne significa talar más bosques para que los animales puedan pastar, pero sin duda, no estoy en defensa de eso. 

Actualmente, las tierras de cultivo de los Estados Unidos están dominadas por un ciclo de siembra de dos cultivos de maíz y soya, principalmente para alimentación animal. Al igual que las operaciones concentradas de alimentación animal, estos monocultivos están devastando el ambiente y aunque son alimentos de origen vegetal, son parte del problema, no la solución. 



Deshacerse de estos grandes y extensos campos de maíz y soya que, si alguna vez ha visitado, sabrá que están cargados de sustancias químicas y en gran medida desprovistos de vida, es fundamental, ya que los está devolviendo a lo que eran antes, es decir, pastizales para animales de pastoreo. 

Los pastizales son clave para solucionar muchos problemas ambientales, y los herbívoros son parte necesaria de este ecosistema. Al imitar el comportamiento natural de las manadas migratorias de animales silvestres de pastoreo es decir, permitir que el ganado paste libremente y mover la manada en patrones específicos - los agricultores pueden apoyar los esfuerzos de la naturaleza para regenerarse y prosperar. 

Este tipo de sistema de manejo de la tierra promueve la reducción del dióxido de carbono en la atmósfera (CO2) al retenerlo en el suelo, donde puede hacer mucho bien. Una vez en la tierra, el CO2 puede almacenarse de forma segura durante cientos de años y contribuye a la fertilidad del suelo. 

Los sustitutos de carne hechos en laboratorio no contribuyen a la regeneración de nuestro medio ambiente. De hecho, al consumir más energía, las carnes falsas continúan llevando los problemas ambientales hasta el borde. 

Si sus principales preocupaciones son el bienestar de los animales y la sustentabilidad ambiental, su mejor opción es apoyar y comprar carnes orgánicas certificadas, de animales criados y sacrificados en condiciones humanas. 

La fuente más confiable es la carne certificada por la American Grassfed Association (AGA, por sus siglas en inglés), que garantiza que los animales nacieron y crecieron en granjas familiares de los Estados Unidos, y fueron alimentados solo con pastura y forraje desde el destete hasta su sacrificio, no han sido tratados con hormonas o antibióticos, y fueron criados en pastizales sin estar confinados a corrales de engorde. 

En el Medio Oeste, la marca Kalona SuperNatural fue la primera marca de lácteos en obtener la certificación AGA. 

Fuentes y referencias


Dr. Mercola
mie, 18 jul 2018 00:00 UTC
https://es.sott.net/article/61283-Descartar-los-alimentos-naturales-por-la-comida-chatarra-no-es-la-solucion-para-los-problemas-de-la-ganaderia-industrial-destructiva

Científicos detectan rastros del accidente nuclear de Fukushima en el vino de California

Según el Departamento de Salud no hay "riesgos para la salud, ni de seguridad, para los residentes de California".

Foto ilustrativa
unsplash.com

El desastre nuclear en la central japonesa de Fukushima del 2011 ha provocado el aumento de los niveles de partículas radiactivas en el vino de California (EE.UU.), revela un estudio de científicos franceses del Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS, por sus siglas en inglés).



En el marco del estudio, los investigadores Michael S. Pravikoff y Christine Marquety Philippe Hubert analizaron una serie de vinos tintos y rosados californianos, producidos a partir de uvas cosechadas en el período del 2009 al 2012. Los científicos usaron la espectrometría gamma de fondo bajo para medir la cantidad de partículas radiactivas en las muestras.


El análisis mostró que en los vinos cosechados después de la catástrofe nuclear en Japón se ha elevado el porcentaje del cesio-137, un isótopo radiactivo del cesio que se forma principalmente en fisión nuclear.

Al mismo tiempo, Pavikoff en una entrevista con The New York Times explicó que a pesar de la presencia de este isótopo radioactivo en los vinos estudiados de California, su porcentaje no es lo bastante alto para representar una amenaza para la salud. La concentración de partículas radiactivas en estos vinos es "muy baja, muy por debajo de la radioactividad natural que existe en todo el mundo".

Por su parte, el representante del Departamento de Salud de California, Corey Egel, en relación con el reciente estudio, declaró que no existen "riesgos para la salud, ni de seguridad, para los residentes de California". "Y este estudio no cambia este hecho", cita el periódico al funcionario. 

Asimismo, el diario recordó que la Organización Mundial de la Salud había declarado que después del accidente nuclear en Fukushima los niveles de las partículas radiactivas en los alimentos y bebidas fuera de Japón son bajos y no representan una amenaza para la salud pública.

El 11 de marzo de 2011, un enorme tsunami provocado por un terremoto de magnitud 9,0 dejó fuera de servicio el sistema de enfriamiento de los reactores de la planta nuclear de Fukushima

Ese hecho provocó la fusión de tres reactores nucleares y una fuga de material altamente radiactivo
Se considera el mayor desastre nuclear, después del de Chernóbyl (actual Ucrania), ocurrido en 1986

Publicado: 21 jul 2018 15:55 GMT
https://actualidad.rt.com/actualidad/282336-cientificos-detectar-rastros-accidente-nuclear-fukushima-vino-california

viernes, 20 de julio de 2018

Estos signos demuestran que tu cuerpo le falta serotonina (pero así puedes revertirlo)

La falta de serotonina es un problema muy común en la actualidad y puede ocasionar compulsión, obesidad, depresión y ansiedad.

07/05/2018

La serotonina es un neurotransmisor que se encuentra en el cerebro, y una de sus principales funciones es mantener equilibrado nuestro estado de ánimo. 

Así es que cuando los niveles de serotonina son los adecuados, nos sentimos positivos, felices, tranquilos y seguros. A la inversa, la falta de serotonina puede traer trastornos en este sentido. 



En la actualidad, la falta de serotonina es uno de los problemas más comunes (en Estados Unidos el 70% de la población no tiene los niveles adecuados de dicha sustancia). Los motivos son muchos, pero el principal es uno: el estrés. 

La vida estresante que se vive actualmente hace que aumenten en nuestro cuerpo los niveles de cortisol, y esto lleva a una disminución de los de serotonina. Así, el estrés nos puede llevar a la depresión, a la ansiedad o a la compulsión. 

Otros motivos también pueden influir, como una mala alimentación, un estilo de vida demasiado sedentario, la falta de luz solar, entre otros. 

Para saber si tienes bajos los niveles de serotonina en el cuerpo, debes prestar atención a estos signos: 

1. Compulsión por alimentos dulces e hidratos de carbono

Es común que la falta de serotonina contribuya a la compulsión por los alimentos. Especialmente, por los dulces como chocolate, o los especialmente almidonados, como papas fritas, bollería o snacks. 

El motivo es que estos alimentos aumentan temporalmente los niveles de este neurotransmisor, en inmediatamente te hacen sentir mejor. La contracara de esto, es que el efecto no es duradero: poco después volverá a haber falta de serotonina en tu cerebro. 

Así, puedes desear volver a comer, o bien caer en un estado de apatía u hostilidad. 

2. Problemas digestivos

Además de en el cerebro, la serotonina también se produce en los intestinos. De hecho, hasta el 95% de la serotonina en sangre sale de allí. 

Por eso muchas veces las personas con falta de serotonina también experimentan problemas digestivos. Se cree que está especialmente vinculado al Síndrome del Intestino Irritable. 

3. Insomnio

La melatonina es otra sustancia vital en el cuerpo, y entre otras cosas es la reguladora del sueño. La disminución de la serotonina también baja los niveles de melatonina, puesto que son dos sustancias íntimamente conectadas. 



Así, es posible que si te falta serotonina tengas dificultades para conciliar el sueño; y también que tengas un sueño mucho más ligero e inquieto que en otras circunstancias. 

4. Fatiga constante

En parte como consecuencia del punto anterior, es normal que, si sufres falta de serotonina, te sientas fatigado constantemente. El desánimo y los problemas para dormir posiblemente te hagan sentir agotado, sin fuerzas. 

Eso no hace más que potencial el círculo vicioso: estar casado te hace sentir más desanimado, baja aún más los niveles de serotonina, te sientes aún más cansado, etc. 

5. Ansiedad

Se ha demostrado que las personas que sufren ansiedad liberan una cantidad menor de serotonina en las áreas del cerebro responsables de los impulsos y del control emocional.

Así es que la falta de este componente químico en tu cerebro puede ocasionar grandes trastornos de ansiedad. 

6. Problemas sexuales

La sexualidad libera grandes dosis de serotonina en el cerebro. Pero, igual que en el caso de los alimentos ricos en carbohidratos y almidón, si hay un problema de fondo tener relaciones sexuales es sólo una solución provisoria. 

Así, la falta de serotonina puede aumentar el deseo de tener relaciones sexuales, pero afectar a la vez la conexión con el otro. Esto, sin dudas, es un enorme problema, especialmente cuando se está en pareja, puesto que tener relaciones satisfactorias se vuelve difícil. 

¿CÓMO REVERTIRLO?

Muchas personas combaten el déficit de serotonina con medicación (siempre prescrita por un profesional). Pero, en lugar de buscar un tratamiento farmacológico, puedes intentar revertir el problema con estos métodos naturales. 

Hacer ejercicio recreativo

Realizar regularmente un ejercicio que te guste (y no aumente tu estrés) es un enorme aliado para aumentar los niveles de serotonina.


Cambiar tu alimentación

Los hidratos de carbono son importantes para mantener niveles de serotonina normales, pero, como vimos, puede provocar problemas inversos. Una gran idea, entonces, es empezar a mejorar la alimentación, incorporando hidratos de carbono “buenos”: legumbres, frutas y verduras, frutos secos, etc. 

También es importante comer mucha proteína, pues tiene otros componentes que ayudan a estar bien. Es decir, mantener una dieta equilibrada. 

Medita

La meditación y el mindfulness son grandes aliados a la hora de bajar el estrés y aumentar los niveles de serotonina. Ayudan a que te mantengas en el presente, y colabora con todos los procesos cerebrales

Pasa tiempo al aire libre

Ejercitarse, ya dijimos, hace bien para aumentar la serotonina en sangre. Si además haces algo que te gusta al aire libre (caminar, andar en bicicleta o hacer yoga), el efecto será doble. Puesto que la luz del sol es indispensable para mantener los niveles de serotonina, debes acordarte de acercarte a la naturaleza siempre que puedas. 



*Importante: Debe aclararse que La Bioguía no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, La Bioguía no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal.

https://www.bioguia.com/salud/estos-signos-demuestran-que-tu-cuerpo-le-falta-serotonina-pero-asi-puedes-revertirlo_29604015.html

Un método pionero de modificación genética puede tener consecuencias fatales

Un nuevo estudio sobre la herramienta CRISPR /Cas9 para la modificación del ADN revela que esta puede provocar inesperados cambios a nivel celular.

Foto ilustrativa
freepik.com

Un nuevo estudio publicado en la revista Nature Biotechnology ha demostrado que una de las herramientas pioneras de modificación del ADN, CRISPR/Cas9, puede tener consecuencias genéticas inesperadas y provocar cambios peligrosos en las células.

Los efectos de la acción del sistema CRISPR/Cas9, que es un tipo de 'tijera' molecular para modificar el ADN, "se han subestimado seriamente hasta ahora", comentó a Reuters Allan Bradley, coautor de la investigación, publicada el pasado 16 de julio.

El equipo de Bradley llevó a cabo un estudio completo y sistemático en células humanas y de ratones para descubrir que el CRISPR/Cas9 frecuentemente causaba amplias mutaciones que incluían reorganizaciones genéticas como deleciones e inserciones de ADN.



En este sentido, los expertos alertan de que el citado sistema puede aumentar el riesgo de cáncer en algunas células.

Asimismo, advierten de que algunos de los cambios estaban demasiado lejos del lugar elegido como objetivo por lo que resultaban difíciles de detectar con pruebas estándar.

A pesar de que para muchos el método CRISPR Cas9 es una forma prometedora de crear tratamientos para enfermedades como el VIH o el cáncer, los expertos afirman que aún se necesita una investigación más amplia para garantizar que las técnicas sean seguras.

Publicado: 19 jul 2018 12:32 GMT
https://actualidad.rt.com/actualidad/282069-modificacion-genetica-consecuencia-fatal

Si comes picante, vivirás más

Un nuevo estudio corrobora que el consumo habitual de alimentos picantes puede prolongar la vida.

Si te gustan las comidas picantes, es muy posible que vivas más años. 

Esa es una de las principales conclusiones de un estudio realizado por un equipo de científicos de la Facultad de Medicina Larner, en la Universidad de Vermont. 

El consumo –con moderación, pero de forma habitual– de ciertas variedades de chiles, guindillas o pimientos picantes reduce entre un 13% y un 14% la mortalidad en fallecimientos relacionados con accidentes cerebrovasculares y enfermedades cardiacas.

No es la primera vez que se aborda este asunto. Una investigación del Centro de Ciencias de la Salud de la Universidad de Pekín y publicada en 2015 en la revista British Medical Journal ya sugería que existía una relación entre longevidad y consumo de picante. 

De hecho, tradicionalmente se ha venido pensando que este era beneficioso en el tratamiento de distintas dolencias. Ahora, el trabajo de los expertos de la citada institución estadounidense, que ha tenido en cuenta los hábitos de 16.000 personas a lo largo de 23 años y aparece en la publicación PLOS ONE, viene a corroborarlo.



Aunque no se conoce con certeza el mecanismo exacto que explica este fenómeno, los investigadores sospechan que en él intervienen los receptores de los agentes que causan la sensación de ardor, como la capsaicina, el compuesto responsable de que los mencionados alimentos piquen. 

Según parece, posee propiedades antimicrobianas, altera la microbiota intestinal e interviene de forma decisiva en varios mecanismos moleculares y celulares que ayudan a prevenir la obesidad y regulan el flujo sanguíneo en las arterias coronarias.

https://www.muyinteresante.es/salud/articulo/si-comes-picante-viviras-mas-981484642955?mi=fb

Por qué es importante el hierro para el rendimiento físico?

¿Sabías que si deseas mejorar tu rendimiento físico es necesario que tengas buenos niveles de hierro? Aquí te explicamos por qué y cómo funciona.

Para las personas que realizan asiduamente ejercicios, existen una variedad de factores que influyen en su rendimiento físico. 

La alimentación es uno de ellos. En ese sentido, el aporte de hierro que sumes en tu dieta determinará tus capacidades al momento de conseguir resultados.

Para los amantes del deporte, el hierro es un micronutriente que necesita de mucha atención. Esto se debe a que se encarga de transportar oxígeno y de producir toda la energía necesaria para así poder cumplir con tus entrenamientos.

Los atletas que participan en deportes de resistencia y los de alto rendimiento pueden sufrir inestabilidad en los niveles de hierro. Muchos tienen pérdidas considerables por los propios mecanismos del ejercicio. Por otro lado, la menstruación ocasiona este desbalance en las mujeres.




Dicho esto, vamos a profundizar un poco más sobre la importancia que tiene el hierro para el rendimiento físico.

El hierro en los seres humanos

El hierro es un mineral de suma importancia en el proceso en el cual el tejido celular obtiene el oxígeno necesario para cumplir sus funciones de forma óptima.

De hecho, este nutriente se encuentra almacenado en órganos como el bazo, hígado y médula ósea en forma de ferritina. Además, está presente en cantidades importantes en la mioglobina y hemoglobina, dos proteínas que participan en el transporte del oxígeno.

¿Por qué es importante el hierro para rendimiento físico?

Si los seres humanos necesitamos del hierro en nuestra vida para tener energía, todas las personas que practican alguna actividad física lo necesitan aún más.

En ese sentido, el hierro es importante para la producción de hemoglobina. Esta es la que se encarga de transportar oxígeno desde los pulmones hasta los músculos.

Es decir que si un deportista tiene bajo el nivel de hemoglobina, la cantidad de oxígeno que llegará a sus músculos será efímera respecto a lo que necesita. De esa manera se deteriorarían sus capacidades aeróbicas y su rendimiento físico.

Evitar la anemia no es un tema de menor importancia

Los glóbulos rojos, contenidos en la sangre, son una diminuta parte de nuestro cuerpo humano que tienen una función muy importante: trasladar el oxígeno a los todos los tejidos de nuestro organismo.

Cuando sufrimos de anemia el cuerpo no tiene suficiente hierro, y en consecuencia produce menos glóbulos rojos o los genera demasiado pequeños. En este contexto, sentirás cansancio corporal y fatiga.

Cuando tu sangre cuenta con una vasta cantidad de glóbulos rojos, rendirás mejor en tu día y tendrás la capacidad de recuperar de forma rápida la energía perdida. Ahora bien, los deportistas, aunque pueden no tener anemia, sí pueden sufrir en algún momento de la llamada anemia del deportista.

¿Qué es la anemia del deportista?

Esta anemia consiste en una relativa reducción de glóbulos rojos que provoca que el deportista baje su rendimiento físico. Sucede especialmente con las personas que llevan a cabo ejercicios de resistencia o los que hacen entrenamientos de gran intensidad.



Puede suceder por mantener un aporte insuficiente de hierro en relación con su degaste por el esfuerzo físico. Además, la situación se puede agravar si la sudoración es abundante.

Entre las causas que pueden provocar una deficiencia de hierro en el deportista están:
Baja ingesta dietética en hierro.
Bajo consumo de alimentos que colaboran con la absorción del hierro. Los alimentos de origen vegetal tienen niveles inferiores a las carnes.

Pérdida de hierro a través del sudor.

Biodisponibilidad del hierro

Hablamos de biodisponibilidad cuando nos referimos al uso biológico que el organismo puede hacer del hierro eficientemente. Recuerda que la cantidad de hierro que se consume no es igual a la cantidad absorbida.

La biodisponibilidad depende en gran parte de la forma química en la que se ingiera el hierro. Existen dos tipos:

El hierro hemo, el cual se consume a través de las carnes, pescados, vísceras, mariscos, mejillones, entre otros, y el cual tiene una biodisponibilidad alta.

Por otro lado, el hierro no hemo, el que ingerimos a través de las verduras, hortalizas, cereales enriquecidos con hierro, legumbres, fritos secos oleaginosos, como las nueces, avellanas, almendras y los pistachos. Estos son de biodisponibilidad media-baja.

¿Cómo evitar el déficit de hierro?

Básicamente comer alimentos ricos en hierro. Por ejemplo:

Lentejas,
Guisantes,
Frijoles,
Carnes rojas,
Hígado,
Soja,
Mantequilla de maní,
Ciruelas y uvas pasas,
Espinacas,
Col rizada,
Albaricoque,
Berberechos,
Pan integral,
Avena.

Técnicas que favorecen la absorción del hierro



A continuación te brindaremos algunas recomendaciones muy útiles que favorecen la absorción de este mineral:

Comer alimentos ricos en vitamina C.
Remojar las legumbres y los cereales durante 24 horas.
Aumentar el consumo de alimentos con hierro no hemo, como pescado y las carnes rojas.
No utilices técnicas como la congelación y los tratamiento térmicos fuertes, ya que transforman el hierro no hemo en hierro hemo y dificulta su absorción.
Evitar el café, té, chocolate y el vino tinto.
Reducir el consumo de vinagre.

En fin, una buena alimentación debe estar basada en el consumo de hierro si deseas mantener un adecuado rendimiento físico. Quizás no habías reparado en la importancia de este mineral, pero recuerda que te desempeñarás mejor si mantienes altos tus niveles de hierro.

Descubren el interruptor para controlar la Obesidad y la Diabetes

Investigadoras españolas desvelan el mecanismo por el que la grasa parda se activa para producir calor eliminando el exceso de grasa

Por raro que parezca, la última esperanza científica contra la obesidad quiere hacer de la grasa su mayor aliada. Igual que existe un colesterol «bueno» y «malo», el metabolismo cuenta con dos tipos de tejido graso: uno blanquecino responsable de los «michelines» y otro pardo o marrón, una grasa «buena» que consume calorías para mantener la temperatura corporal adecuada. Y esta grasa parda es en la que numerosos laboratorios tienen puestas sus esperanzas para combatir el aumento de peso en el mundo.

De hecho, una de las líneas de investigación para tratar el problema de salud mundial que supone la obesidad sería la manipulación de la grasa parda y ahora, investigadoras del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) acaban de desvelar el mecanismo por el que la grasa parda se activa para producir calor eliminando el exceso de grasa. Los resultados, que se publican en «PLoS Biology», pueden tener potenciales implicaciones clínicas para el tratamiento de la obesidad y algunas enfermedades relacionadas con ella, como la diabetes.



Su existencia se conocía hace más de una década. Se sabía que gracias a ella se mantienen calientes los mamíferos que hibernan y los humanos al nacer. No fue hasta 2009 cuando se demostró que esta grasa también estaba en organismos adultos, alrededor del cuello y la clavícula. Así que el reto que se planteó fue transformar los adipocitos blancos en esa grasa marrón, o al menos, en un estadio intermedio llamado grasa semiparda o beige. De esa manera nuestro metabolismo haría que la grasa se transforme en calor, en lugar de acumularse en nuestro cuerpo.

El metabolismo cuenta con dos tipos de tejido graso: uno blanquecino responsable de los «michelines» y otro pardo o marrón, una grasa «buena» que consume calorías para mantener la temperatura corporal adecuada

La obesidad es un problema epidémico. Se calcula que cerca de 2.200 millones de personas sufren sobrepeso u obesidad en el mundo, lo que la ha convertido en uno de las preocupaciones prioritarias para la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Este equipo de investigadores desarrolla desde hace tiempo una prometedora línea de investigación dirigida a comprender los mecanismos necesarios para activar esta grasa parda con el objetivo de eliminar el exceso de grasa que acumulan las personas obesas. Las investigadoras han demostrado, en más de 150 muestras de tejido adiposo humano, que la proteína p38 alfa se encuentra en menor cantidad en las personas más obesas y sugieren, según señala Nuria Matesanz, que «la p38 alfa podría regular una proteína clave para activar la grasa parda, denominada UCP1, que es la responsable de eliminar el exceso de grasa en forma de calor».

Las científicas del CNIC han trabajado con ratones modificados genéticamente y carentes de p38 alfa; así han demostrado que su ausencia en el tejido adiposo protege a los ratones frente a la obesidad a pesar de ser alimentados con una dieta grasa.

 Esta protección, explican, «se debe a que la ausencia de la proteína p38 alfa activa la grasa parda, eliminando así el exceso de grasa blanca en forma de calor». Además, estos ratones, carentes de p38 alfa, están protegidos también frente a la diabetes y al hígado graso.Los autores de la investigación - CNIC

Para la coordinadora del estudio, Guadalupe Sabio, estos resultados son muy prometedores, ya que «sugieren que la inhibición farmacológica de p38 alfa podría ser utilizada como terapia contra la obesidad».

La investigación también ha arrojado otro dato importante: la proteína p38 alfa controla la activación de otra proteína de la misma familia, p38 delta, que sería la encargada de regular la temperatura. Así, explican las investigadoras, «cuando los ratones son sometidos a bajas temperaturas, p38 delta se activa, aumentando la actividad de la grasa parda». Los ratones carentes de p38 alfa, añaden las investigadoras, tienen sobreactivada la p38 delta, lo que les confieren protección frente a la obesidad». En conjunto, estos resultados podrían ser la base para intentar encontrar una diana terapéutica para la obesidad.

R. I.

@abc_saludMADRID
https://www.abc.es/salud/enfermedades/abci-descubren-interruptor-para-controlar-obesidad-y-diabetes-201807182039_noticia.html#ns_campaign=mod-lo-mas&ns_mchannel=leido&ns_source=salud&ns_linkname=portadilla.salud&ns_fee=pos-1&vtm_loMas=si

jueves, 19 de julio de 2018

Fitoquímicos: conoce las propiedades de frutas y verduras según su Color

Flavonoides, carotenoides, lignanos, isoflavonas, glucosinolatos, resveratrol… son sustancias bioactivas que pertenecen al grupo de los fitoquímicos y están presentes en algunos alimentos vegetales, como las frutas, las verduras, los frutos secos, las semillas y las legumbres. 

Su efecto sobre la salud es protector ante diferentes tipos de enfermedades y por eso es muy importante incluirlos en nuestra dieta habitual y aprovechar sus beneficios y propiedades.

Los alimentos, al margen de que poseen nutrientes como las proteínas, grasas, carbohidratos, vitaminas y minerales, también disponen de unos compuestos llamados fitoquímicos. Éstos son los que van a proporcionar características a los alimentos como su color, su olor o sabor.

Pero lo más interesante de los fitoquímicos es que tienen acción antioxidante, antiinflamatoria, protegen ante enfermedades cardiovasculares, fortalecen el sistema inmunológico e incluso pueden contribuir a prevenir la proliferación de células tumorales o cancerígenas.

En este artículo te descubrimos qué son los fitoquímicos, cuales son las funciones de estas sustancias o compuestos y los alimentos con más fitoquímicos.



¿Qué son los fitoquímicos?

Son sustancias que se encuentran de forma natural en alimentos vegetales como las frutas y las verduras. Estos compuestos son muy importantes porque, además de proporcionar ciertas características a los alimentos que los poseen (como por ejemplo su acción antioxidante), son realmente beneficiosos para la salud.

Podemos clasificar los fitoquímicos por su configuración molecular:

Fenoles: incluye ácidos fenólicos y los flavonoides. En el primer grupo están los ácidos fíticos y gálicos. Los alimentos que los contienen son el té, las alcachofas o alcauciles, los cereales integrales y las legumbres. En el segundo encontramos las antocianinas, quercetina, catequinas, taninos o las isoflavonas. Se encuentran en alimentos como los pimientos, cebolla, cerezas, cítricos, té, manzanas y las uvas.

Tocoferoles: incluye a la vitamina E. Se encuentran en frutas y verduras como frutos secos, verduras de hoja verde, aceites vegetales y cereales integrales.

Tioles: también conocidos como azufrados. Está el grupo de los indoles, de los organosulfurados y los glucosinolatos. Del primer grupo destacan las coles de Bruselas, la coliflor, el repollo y la espinaca. De los segundos destaca el ajo, el puerro o ajoporro y la cebolla. Y del tercer grupo las coles, lombarda, espinacas, nabos, berros y rábano.

Terpenos: como los carotenoides y los no carotenoides. De los primeros quizá te sean familiares los betacarotenos, el licopeno, la capsaicina, zeaxantina o la luteína. Están en la calabaza o zapallo, tomate, papaya, mango, pimiento o ají rojo, brócoli, sandía, batata, espinacas o zanahoria. En el segundo grupo están las saponinas y los fitoesteroles, entre otros. Y se encuentran en alimentos como los aceites vegetales, los frutos secos, la quinoa o quinua, las semillas y la yuca.

También podemos diferenciar los fitoquímicos en función del color que dan a la fruta o la verdura que los contienen, como vas a poder leer un poco más abajo.

Desde el tono azul intenso de los arándanos, pasando por el rojo brillante de un tomate jugoso, hasta el penetrante aroma del ajo, los fitoquímicos son sustancias que dan a los vegetales sus colores, olores, sabores y otras propiedades organolépticas.

Funciones de los fitoquímicos

Son numerosas e importantes las funciones en las que participan estas sustancias bioactivas, pero podemos destacar:

Inhibir la proliferación de células tumorales o cancerígenas
Reducir los niveles de colesterol en sangre
Efecto cardioprotector
Proteger a las células de la oxidación y de los radicales libres
Estimular la respuesta del sistema inmunologico
Acción antiinflamatoria

Cada color en los alimentos puede estar relacionado con determinados beneficios que señalaremos a continuación.

Beneficios de los fitoquímicos sobre la salud

Si de manera regular basas tu dieta en alimentos variados de origen vegetal, de temporada y ecológicos, ya estás tomando fitonutrientes y aprovechando sus beneficios. Si no es así, a partir de ahora tendrás buenos motivos para comer fruta y verdura, porque los fitoquímicos son muy importantes para contribuir a prevenir un amplio abanico de enfermedades y para ayudarnos a recuperar la salud.



Podemos saber qué fitoquímicos tienen los alimentos en función del color que posean, y así hacernos una idea de sus propiedades. Vamos a ver los más importantes:

Alimentos azules y morados ¿para qué sirven?

Obtienen su color de los pigmentos naturales de las plantas (fitoquímicos) llamados ‘antocianinas’, que tienen acción cardio protectora y efecto antioxidante. Cuanto más oscura sea la tonalidad, mayor será la concentración fitoquímica. Muchos vegetales rojos ​​también son ricos en antocianinas, como las fresas, frambuesas o uvas rojas. Los encuentras en arándanos, cebolla morada, lombarda, ciruelas moradas, remolacha o beterrada, etc.

Algunos estudios asocian estas sustancias con efectos positivos en la reducción del riesgo de Alzheimer, enfermedades cardiacas y cáncer.

Alimentos de color verde

Las frutas, verduras y legumbres verdes derivan su color del fitoquímico llamado clorofila. Algunos de estos alimentos verdes como los pistachos, los guisantes o arvejas, ejotes o judías verdes, el pepino, verduras de hoja verde, el brócoli, cilantro, perejil, aguacate, pimiento o ají verde y el apio también contienen la luteína fitoquímica, que es importante para la salud de los ojos.

Además, algunas verduras de hoja verde como la espinaca y el brócoli son fuentes de ácido fólico, muy recomendadas en el embarazo para prevenir defectos de nacimiento.

Alimentos de color rojo

Las frutas y verduras rojas obtienen su color del ‘licopeno’ y las ‘antocianinas’. El licopeno es un poderoso antioxidante que se encuentra en vegetales como el tomate, las fresas, la sandía, las frambuesas, las cerezas, granadas y el pomelo rosado.

Algunos estudios asocian el licopeno encontrado en las plantas con la reducción del riesgo de ataques cardíacos y ciertos tipos de cáncer, especialmente el de próstata.

Fitoquímicos de los alimentos amarillos y naranjas

En este caso, los fitoquímicos que producen los colores amarillo o naranja son los carotenoides. Las investigaciones apuntan a que pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedad cardíaca y cáncer (especialmente en los pulmones, el esófago y el estómago) y pueden mejorar la función del sistema inmunitario.

Ejemplos de alimentos amarillos y naranjas son nectarinas, pomelos, limones, pimientos o chiles amarillos, maíz, piña, mango, mandarina, naranja, batata, calabaza, zanahoria, caqui o persimón, etc.

Además, las frutas anaranjadas y amarillas también son a menudo una excelente fuente de vitamina C, ácidos grasos omega-3 y ácido fólico.
Fitoquímicos en alimentos blancos

Los vegetales de color blanco obtienen su color de los fitoquímicos llamados ‘antoxantinas’.

Algunos alimentos del grupo blanco, como los plátanos y las patatas, también son una buena fuente de potasio, que es importante para el funcionamiento saludable de nuestro corazón, los riñones y otros órganos vitales.



Otros fitoquímicos sin color específico

Para terminar, hay muchos fitoquímicos que son incoloros, pero no por ello menos propiedades beneficiosas para la salud. De hecho, la clase más grande de fitoquímicos llamados flavonoides no tienen color en su mayoría.

En este grupo encontramos frutas y verduras como la acerola, cebolla, cereza, cítricos, manzanas, los pimientos, el té y las uvas.

Según publicó el Centro Nacional para la Información Biotecnológica¹, su consumo regular se asocia con un riesgo reducido de una serie de enfermedades crónicas, como el cáncer, las enfermedades cardiovasculares (ECV) y los trastornos neurodegenerativos. Con todo, el NCBI señala que se necesitan más ensayos clínicos y epidemiológicos para confirmarlo.
¿Cómo consumir los alimentos para aprovechar al máximo sus fitonutrientes?

Es posible que te preguntes si estos fitonutrientes se reducen o se pierden al cocinarlos. De acuerdo con diversos estudios científicos² publicados en PubMed, concluyen que cocinar los alimentos al vapor permite preservar mejor sus beneficios y propiedades nutricionales, en comparación con otras formas de cocinarlos con otras ténicas culinarias como la cocción, la fritura o el horno.

Como es lógico, tomar el alimento crudo es todavía más nutritivo, por eso algunos prefieren reducir la cocción de las frutas y verduras.

Como ves, la paleta de colores del huerto es tan rica como son los nutrientes que nos aportan al organismo. ¡Enriquece tus platos y decora tu dieta con la alegría de la variedad tonal, y también estarás cuidando tu salud!

¹ https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25272572

² https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/24227349

Importante, Saber Respirar y Saber Comer.

En las escuelas de meditación enseñan que una de las principales fuentes de prana es la respiración. 

El aire inspirado y espirado con atención y con determinadas técnicas, llamadas pranayamas, es capaz de centrarnos y cambiarnos el humor de un momento a otro. 

Ese tipo de técnicas puede aprenderse fácilmente con un instructor especializado y, si las ponemos en práctica, se convierten en un verdadero tesoro para el resto de nuestra vida..

Otra de las fuentes de prana es la comida. Qué comemos y cómo comemos. No todos los alimentos nos nutren igual. 

Una dieta basada en alimentos naturales, no procesados, sin tantas harinas refinadas o azúcar nos va a dar la posibilidad de estar más en armonía. 

Por otro lado, deberíamos poder frenar un rato para comer, regalarnos ese momento y darle un mínimo de atención y dedicación porque ese es nuestro combustible. A veces nuestras prioridades están un poco alteradas. Pero eso se resuelve tomando conciencia.

También es importante, por supuesto el descanso: respetar ciertas horas de sueño, tratar de no invadir el lugar donde dormimos con pantallas e intentar, por más que parezca difícil, reservarnos un momento durante el día para conectarnos con nuestra respiración y nuestro interior.

Por otro lado, tratar de estar al aire libre, en contacto con entornos naturales y hacer ejercicio físico consciente, como yoga o chi kung, también ayudan a conectarnos con nosotros, elevar nuestra energía y dejar que fluya por nuestro cuerpo.



Elevar el prana en nuestro cuerpo es elevar nuestras defensas, nuestra determinación y disposición para vivir e incluso nuestro ánimo

Por último, y tal vez lo más importante, meditar, observar nuestros pensamientos y sentimientos. Aunque no lo parezca, somos permeables a todo: los entornos donde nos movemos, las personas con las que tratamos a diario, los programas de televisión y la música que consumimos. 

Por eso es tan necesario poder volver a nuestro centro una y otra vez, recargarnos desde nuestra propia fuente, prestarnos más atención.

Como todo en la naturaleza, en nuestra vida hay ciclos. Ciclos donde estamos más activos y ciclos en los que estamos más cansados. No somos máquinas y no tenemos por qué serlo. Es bueno decirle eso a nuestras propias exigencias. 

Darle espacio al descanso en todos los niveles nos ayudará a tener una energía más estable. Pero también ser conscientes de que podemos hacer algo para equilibrarla y dirigirla adonde vale la pena. ​

http://buenasiembra.blogspot.com/2018/07/salud-importante-saber-respirar-y-saber.html

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...