miércoles, 9 de mayo de 2018

10 cosas que jamás debes tirar por el drenaje

Todo lo que tiramos por el drenaje termina en los océanos, contaminándolos aún más de lo que están. Esa sola razón es suficiente para que comencemos a pensar el lo que arrojamos por el drenaje.

Es necesario saber diferenciar que podemos arrojar por el drenaje y qué productos deben tener otro proceso. 

En algunos países, arrojar estos productos por el drenaje no solo es malo, sino que también es ilegal. Aquí una lista de productos que nunca debes arrojar. 
1. Toallas húmedas 

Las toallitas "desechables" en realidad no son desechables y pueden dañar los sistemas de plomería y aguas residuales porque no se desintegran después del lavado. En cambio, se envuelven alrededor de otras toallitas y escombros enrojecidos, dañan las bombas en la planta de aguas residuales y deben ser retirados de las pantallas de aguas residuales y las estaciones de bombeo. 



Las toallitas también crean obstrucciones en las principales líneas de aguas. El papel higiénico se desintegra casi de inmediato, pero las toallitas de fibras fuertes causan estragos en las líneas de aguas residuales de la ciudad y en las plantas de tratamiento de aguas residuales. 

2. Cloro y amoníaco 

Productos utilizados para la limpieza de los hogares y otras sustancias, como el ácido clorhídrico, llegan hasta las depuradoras sin ningún tipo de tratamiento. Productos como estos son capaces de oxidar la materia orgánica o incluso de matar a una persona con sólo 40 mililitros en un litro de agua. 

3. Medicamentos 

Los medicamentos contienen sustancias químicas que no deben ingresar al suministro de aguas residuales. Es importante tener en cuenta que, generalmente, las aguas residuales se tratan y reciclan, por lo que debemos mantener nuestras aguas residuales lo más libres de productos químicos posible. Las plantas de tratamiento de aguas residuales no fueron diseñadas para eliminar todas esas sustancias químicas del agua. La mejor manera de deshacerse de elementos como estos es aplastarlos y luego mezclarlos con restos de café, arena para gatos o suciedad antes de sellarlos en una bolsa de plástico y tirarlos a la basura. 

4. Pinturas y disolventes 

En muchas ciudades los centros de recolección de desechos no cuentan con la catalogación de gestores de residuo peligroso, razón por la cual los residentes solo pueden optar a verter por el desagüe estos restos, sin embargo, las sustancias químicas que forman estos productos hace que sean muy tóxicos al verterlos de forma directa al sanitario. Siempre es mejor mantenerlos separados.

5. Jabones y detergentes 

Los productos de limpieza están formados por fosfatos que, si se vierten de forma excesiva en el agua, pueden provocar el crecimiento de algas en detrimento de otras formas de vida acuática. También es cierto que los detergentes que se desechan tienen que eliminarse a través de unos procedimientos químicos muy costosos.

6. Basura 

Alrededor del mundo, cada vez está más común el uso de trituradores de basura en los fregaderos de las cocinas. Son dispositivos diseñados para desechar los residuos orgánicos. Estos residuos terminan en la red de saneamiento cuando en realidad tendrían que ir al cubo de la basura, provocando la contaminación de las aguas residuales, la sobrecarga y los atascos en las depuradoras. 

7. Aceites vegetales 



Nunca se debe verter en el fregadero o en el triturador de basura. Los aceites se pegan a la superficie interior de las tuberías, se endurece con el tiempo y eventualmente puede causar que las aguas residuales se acumulen y provoque un derrame de aguas residuales en su hogar o en nuestras calles. 

Hacer correr agua caliente mientras viertes la grasa por el desagüe tampoco ayudará. Muchas personas no saben que verter agua caliente y detergente en el desagüe solo rompe la grasa temporalmente. La mejor manera de deshacerse de del aceite vegetal es dejarlo enfriar / endurecer, mezclarlo con otros materiales absorbentes, colocarlo en una bolsa o recipiente y luego tirarlo a la basura. 

8. Grasas alimentarias y aceite para el auto 

Los materiales domésticos peligrosos como el aceite de motor, los pesticidas, la pintura y los solventes nunca deben verterse por el desagüe. Todos estos son altamente tóxicos y causarán daños a largo plazo al medio ambiente. 

Descarta estos artículos a través del centro de recolección de desechos peligrosos del hogar más cercano. Si queda un poco de pintura sin usar, coloca la lata en un lugar seguro (inaccesible para niños, mascotas o fuentes de ignición) y retira la tapa para que el contenido restante se seque. Una vez que el contenido se haya secado, vuelva a colocar la tapa y deséchalo en la basura o reciclador. 

9. Pesticidas e insecticidas 

Estas son sustancias químicas utilizadas para la desinfección de las ciudades. Pero tienen un efecto muy grave sobre las estaciones de tratamiento de agua. Según los expertos de las redes de saneamiento, provocan las más altas tasas de emisiones en colectores y saneamientos públicos. 

10. Tratamientos anti-cal 

En los últimos años, cada vez son más los hogares que utilizan equipos para reducir la cal y otras sales en el agua de consumo diario. Esto tiene un efecto negativo, ya que puede provocar un incremento en la concentración de sales de difícil depuración y en el vertido a los cauces del agua depurada. Con estas recomendaciones de seguro ayudarás a mantener limpio el ambiente. 

FUENTES:

http://www.labioguia.com/notas/10-cosas-que-jamas-debes-tirar-por-el-drenaje

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado este artículo, por favor, dale a "Me Gusta".

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...